martes, octubre 30, 2007

Negrita. ...Cuento de: Susuru

No sé si sueño o sueño que sueño. Mi respiración es tranquila. Mi cuerpo relajado.
Alguien me abraza. No me dice nada. Me abraza con seguridad, con ternura.
Siento un amor sincero.....sin embargo duele.
Me abandono al abrazo. Mis ojos se encuentran con la mirada de otros ojos, inmensos y
claros que me hacen sentir hermosa, dichosa.
Descubro que dialogo en silencio sólo a través del brillo de la mirada.
Recorro lentamente, sin prisa, sus labios rojos con la tibieza del dedo índice de mi mano
derecha, dibujando un enigma.
Está lloviendo. .Truenos y relámpagos anuncian la tormenta. El agua se cuela por la
ventana entreabierta. Las nubes taparon a la luna llena. Mi pelo renegrido está mojado, mis
pies húmedos.
Tiemblo......Brrrr…Tengo frío. No me importa.....
Me siento tan, pero tan feliz!!! Es un regalo después de una larga espera. Me intriga....me inquieta.
Quiero pronunciar su nombre. No lo sé.
¿Quién es?. ¿Cómo llegó hasta mi cuarto sin hacer ruido y sorpresivamente?
Hay aroma de jazmines en mi piel y en su piel. Disfruto el perfume. Disfruto el calor del
abrazo. Me acurruco en su pecho tibio y palpitante.
Quiero contarle que estoy impregnada de PAZ. No puedo.
No sé si es de día o de noche. No sé dónde estoy......
Escucho un suspiro. Intento tocar su boca. Estiro mi mano pero no llego.
El abrazo se transforma en un lento y apacible balanceo.
Me vuelvo chiquita....Cada vez más y más chiquitita.... Me están acunando.....
Escucho una dulce melodía. Una voz tierna y susurrante acompaña la música :
Duerme,...duerme negrita...que tu mami está muy cerca,.... cerquita...........
Imagen: óleo de Honduras_Art

11 comentarios:

Lore dijo...

Querida Su:

Unas lagrimitas llenas de amor, recuerdos y nostalgia cayeron de mis ojos al leer este tu hermoso cuento...me remitio a mi madre, asi me llamaba y y llamo siempre: Negrita!!!....
Increible Su, muchas coincidencias, verdad? Ya nadie me dice Negrita, ese nombre lo oi por ultima vez cuando mi mami se despidio de mi dos dias antes de morir...

maría angeles dijo...

Precioso Su,
Como digo siempre la que vale , vale para todo, quien pudiera poner en un papel
Lo que siente una o lo que Le atormenta , o inquieta, Los sueños, Las, ilusiones
Todo lo que pasa por la mente parlanchina de una......
Pero se me ha negado ese talento que TU posees, siento envidia, pero sana...

in dijo...

qué lindura.... amor sincero que duele.... creo que todas podríamos ser esa "negrita"........ es más que dulce.
me hizo transportarme, en pocas letras, hacia el espacio en donde está la protagonista.....
realmente pienso que es algo original. muchas gracias a Su por abrir el arca de los recuerdos.
in

Jorge Estrada dijo...

Como siempre, publicas muy buenas cosas. Felicidades, si no entiendo mal, por tu poema.La pintura encaja perfectamente.

Animo!

SUSURU dijo...

este cuento lo escribí hace dos años y busqué una pintura que me hiciera recordar mi carita de niña y a la vez se relacionara con el cuento. En forma cariñosa Negrita me llamaron hace mucho tiempo.
Saludos a México, Honduras, España, que han aportado tan ricas opiniones.Dan ganas de seguir escribiendo.
Abrazos desde Argentina para todos.

JOP dijo...

Imponente relato porque permite múltiples evocaciones...
¿La niña que recibe el tierno abrazo protector de su madre o la mujer que añora el contacto maduro y profundo con un hombre? ¿La niña incipiente que solo concibe el mundo en la sensorialidad de su pequeño universo primario o la mujer potente y desbordante que clama expandir y liberar su sensorialidad adormecida?
Y sigo pensando en las polisemias del relato...

No se por qué (o sí se bien por qué), en oposición a la ternura del relato vino a mi memoria un fragmento de la novela "El Perfume" de Patrick Süskind: "La seguridad del hogar, la entrega, la ternura, el amor -o como se llamaran las cosas consideradas necesarias para un niño- eran totalmente superfluas para el niño Grenouille. Casi afirmaríamos que él mismo las había convertido en superfluas desde el principio, a fin de poder sobrevivir. El grito que siguió a su nacimiento, el grito exhalado bajo el mostrador donde se cortaba el pescado, que sirvió para llamar la atención sobre sí mismo y enviar a su madre al cadalso, no fue un grito instintivo en demanda de compasión y amor, sino un grito bien calculado, casi diríamos calculado con madurez, mediante el cual el recién nacido se decidió contra el amor y a favor de la vida. Dadas las circunstancias, ésta sólo era posible sin aquél, y si el niño hubiera exigido ambas cosas, no cabe duda de que habría perecido sin tardanza. En aquel momento habría podido elegir la segunda posibilidad que se le ofrecía, callar y recorrer el camino del nacimiento a la muerte sin el desvío de la vida, ahorrando con ello muchas calamidades a sí mismo y al mundo, pero tan prudente decisión habría requerido un mínimo de generosidad innata y Grenouille no la poseía. Fue un monstruo desde el principio. Eligió la vida por pura obstinación y por pura maldad."

Espero que sigan apareciendo tus textos para revelarnos y para mostrarnos y para ayudarnos...

Yolita dijo...

Muy dulce, muy tierno y me conmovio, volvi a ser la niña consentida de mi papa. Gracias,
Yolita

T.G.A. dijo...

Es precioso, me encantó !!!! Qué lindura, te felicito Su, es tan tierno !!!

chapis dijo...

Tengo una linda sobrinita negrita que no he visto en unos dos años,ya que ella vive muuuy lejos de Mexico, la ultima vez que la vi era una chapis de un mes. Al leer el texto y ver la pintura inevitablemente recorde a Mayita.

almarabesca dijo...

Negrita: Dos facetas, de la mujer abandonada a la calidez del abrazo de ese extraño inesperado... o tan esperado?.. para luego terminar siendo la niña arrullada que se adormece con la canción de cuna.
Tremendo lo que brota "DE TÍ", continúa deleitándonos por favor.
Abrazo,
Sara.

JoLuis dijo...

no lo había leído prestándole tanta atención como ahora.
según vos lo escribiste en el 2005hace 5 años.
Qué pasó después?
Me gustaría que tuviera continuidad.
Salu2